Muzza

Gio, y su historia de Muzza emprendedora – Capítulo 3

Comparte en redes sociales

Todo se acomodó, vi una oportunidad para ayudar y logré concretar un proyecto que me ayudó a crecer de diferentes formas.

Años más tarde recuerdo que mis padres estaban rentando un departamento que tenían cerca de la casa, un día estaba sola, escuche el timbre, bajé y abrí la puerta y era una pareja de argentinos que quería que le mostrara el departamento en renta.

Para esa época yo tendría unos 16 años, y como el tema de las ventas es algo que siempre me ha gustado, yo me puse feliz porque tenía la oportunidad de atenderlos yo sola.

Dicho y hecho, les hice el recorrido pertinente, les di el precio, les hablé de todas las particularidades del departamento, etc. finalmente empecé a indagar porqué vivían en Colombia y me comentaron que, ellos acababan de abrir una escuela de idiomas y que andaban también en búsqueda de profesores de inglés. He de contarles que el idioma ingles me apasiona y pues, aunque sabía que no tenía edad para trabajar formalmente en una institución de idiomas, les ofrecí mis servicios y ellos muy amablemente me dijeron que me presentara a entrevista y a examen para ver si pasaba las pruebas.

Un mes después estaba como profesora de nivel beginners para adultos. Era increíble, a las 5 de la tarde pasaba de uniforme a ropa casual para ir a dictar mis clases, me encantaba prepararlas, corregir las tareas e inclusive hacía intercambio de conocimientos con algunos de mis alumnos, ya que ellos necesitaban reforzar ciertos conocimientos de inglés con horas extras y yo en vez de cobrarles les pedía que intercambiaran conmigo sus conocimientos de química y física.

En ese trabajo duré 2 años hasta que cumplí 18 y entré a la universidad y por temas de horario me tocó renunciar. Sin embargo, he de contarles que recuerdo muy bien que fue con el ahorro de varias quincenas que me compré mi primer bag pack de piel en color negro.

Mis exjefes argentinos en retribución a mi buen desempeño, años más tarde me recomendaron como profesora de inglés en un maternal y así continué algunos años más como profesora de pequeñitos de 3 a 4 años de edad, ¡experiencia por cierto maravillosa e inolvidable!

Gio nos ha demostrado en estas tres historias que puedes crear tus oportunidades, sólo necesitas creer en ti y arriesgarte, pues de entrada el no ya lo tienes.

¡Sé parte de la comunidad Muzza!

Continuará…

 

Artículos relacionados

Leave A Comment